lunes, 17 de octubre de 2016

Henry de Groux

  

El artista belga Henry de Groux no luchó en la primera Guerra mundial,- tenía ya 48 años- pero visitaba a menudo el frente y dibujaba las escenas desgarradoras que veía
En esta escena podemos ver hombres y mujeres, unos a caballo, otros a pie, abandonando una zona devastada. Una gran cruz rota, está tirada en el suelo. La verja que servía de cierre está rota, derribada. Todo esta en ruinas y los habitantes se ven obligados a huir


En su pintura Cristo de los ultrajes, podemos ver a una multitud atacando a Jesús
Prisioneros de guerra

Henry de Groux 1866-1930, fue un pintor, escultor y litógrafo belga. Estudió en la Real Academia de Bellas Artes. Fue miembro de Les XX pero en 1886 fue expulsado por negarse a exponer con  van Gogh


Este pintor, tan original y hoy en día casi olvidado. A los 22 años ya era famoso por su cuadro "el Cristo de los ultrajes". Despues de abandonar el Grupo de Les XX se fue a París. La ciudad bullía entre tendencias artísticas, los puntillistas, tachistas, impresionistas, fauves, todos en contra de las tradiciones académicas. 


Considerado en aquella época como uno de los pintores más innovadores de la generación simbolista, de Groux descubre en Leon Bloy su alma gemela. Es seducido tanto por sus ideas revolucionarias como por su búsqueda espiritual atípica y temperamento volcánico. Clama contra los artistas innovadores como los "tontos cubistas, dadaístas y futuristas" Hace a Cézanne, Manet y Degas responsables de la crisis

Cuando estalló el asunto Dreyfus, de Groux se puso de parte de Zola y participó en su protección física contra la multitud hostil que lo esperaba a la salida del tribunal. Esto lo llevó a una ruptura con Leon Bloy, su maestro y mentor.


Despues de este periodo tan oscuro, durante el cual Leon Bloy le somete a una presión violenta, el pintor entra en una depresión que le conduce a la religión. Viajó a Florencia y se enamoró de Dante y de su obra


Emile Sicard, poeta de Provenza lo llevó con él  para  trabajar en un busto de Emmanuel Signoret y en 1914 el busto estaba listo, ya estaba colocado en  una plaza de Lancon en medio de árboles  cuando estalló la guerra.